viernes, 31 de julio de 2015

** CUMPLIENDO UNO MÁS...




Hoy ha sido mi cumple.
Ojú, ojú. 43 primaveras. Veranos incluso. Ya ni me molesto en maquillarlo. Mal, maaaaaaaaaal. Pero vamos, que es lo que hay así que tampoco voy a renegar más de lo necesario. Tengo los años que tengo y espero cumplir, al menos, otros tantos más, así que ando por el ecuador de mi vida. O eso quiero creer ;-)))))))

He pasado un día bonito, la verdad; he tenido tiempo para dedicármelo a mi misma -algo que me entusiasma- y tiempo para hacer recados. Y un poco de tiempo para trabajar y otro poco para darme un par de caprichillos que tenía aparcados por ahí -soy de gustos sencillos, eso sí-. Así que no puedo quejarme.





Y la gente cercana y la menos cercana me ha felicitado (espero no haber dejado ni un mensaje sin responder); las redes sociales han sido la tabla de salvación de quienes eran incapaces de acordarse de los cumpleaños...pero yo lo valoro igual; al final me quedo con el detalle de mandar un deseo amoroso. Ou yeah.

Dicho lo cual...
...me declaro encantada y feliz de seguir cumpliendo años junto a vosotr@s. Encantada de disfrutar de mi trabajo, encantada de sentir que estoy en el sitio que debo, encantada de seguir aprendiendo, creciendo y ofreciendo. Y recibiendo. Encantada de vivir, con mayúsculas.




Se acaba Julio.
Y me regalo unos días al sol (y al sofocante calor, me temo) de Levante.
Pero el día 10 de Agosto, lunes, el saloncito vuelve a abrir sus puertas lleno de luz y de buen rollo, como siempre. Y como siempre, sois bienvenidos para seguir haciendo magia al calor de la ternura....
Mil besos, mis chicos.
Gracias por seguir ahí.





Doy gracias
a mi cuerpo por regalarme dones creativos,
talentos artísticos.


Doy gracias
por mi cuerpo y espíritu de diosa creadora.


Doy gracias
por el privilegio de poder explorar mi cuerpo,
mi yo,
mi espiritualidad.


Doy gracias
por comprender que es mi derecho abandonar
lo que no me pertenece.


Doy gracias
por comprender que soy responsable por
asear mi templo interior
y cuidar mi paz espiritual.




-Lilly Wolfensberger Scherz.-


martes, 21 de julio de 2015

** POEMA DE LOS INDIOS AMERICANOS



Te deseo tiempo


No te deseo un regalo cualquiera,
te deseo aquello que la mayoría no tiene,
te deseo tiempo, para reír y divertirte,
si lo usas adecuadamente podrás obtener de el lo que quieras.



Te deseo tiempo para tu quehacer y tu pensar
no sólo para ti mismo sino también para dedicárselo a los demás.







Te deseo tiempo no para apurarte y andar con prisas
sino para que siempre estés content@.



Te deseo tiempo, no sólo para que transcurra,
sino para que te quede:

tiempo para asombrarte y tiempo para tener confianza
y no sólo para que lo veas en el reloj.



Te deseo tiempo para que toques las estrellas
y tiempo para crecer, para madurar. Para ser tu.







Te deseo tiempo, para tener esperanza otra vez y para amar,
no tiene sentido añorar.



Te deseo tiempo para que te encuentres contigo mism@,
para vivir cada día, cada hora, cada minuto como un regalo.

También te deseo tiempo para perdonar y aceptar.

Te deseo de corazón que tengas tiempo,
tiempo para la vida y para tu vida.




lunes, 13 de julio de 2015

** UN POCO DE POESÍA...




MARIO BENEDETTI


No te rindas, aun estas a tiempo
de alcanzar y comenzar de nuevo,
aceptar tus sombras, enterrar tus miedos,
liberar el lastre, retomar el vuelo.



No te rindas que la vida es eso,
continuar el viaje,
perseguir tus sueños,
destrabar el tiempo,
correr los escombros y destapar el cielo.



No te rindas, por favor no cedas,
aunque el frío queme,
aunque el miedo muerda,
aunque el sol se esconda y se calle el viento;
aun hay fuego en tu alma,
aun hay vida en tus sueños,
porque la vida es tuya y tuyo también el deseo,
porque lo has querido y porque te quiero.



Porque existe el vino y el amor, es cierto,
porque no hay heridas que no cure el tiempo,
abrir las puertas, quitar los cerrojos,
abandonar las murallas que te protegieron.


Vivir la vida y aceptar el reto,
recuperar la risa, ensayar el canto,
bajar la guardia y extender las manos,
desplegar las alas e intentar de nuevo,
celebrar la vida y retomar los cielos.




No te rindas por favor no cedas,
aunque el frío queme,
aunque el miedo muerda,
aunque el sol se ponga y se calle el viento,
aun hay fuego en tu alma,
aun hay vida en tus sueños;
porque cada día es un comienzo,
porque esta es la hora y el mejor momento,
porque no estas sola,
porque yo te quiero.